Siempre que alguna de vosotras contacta conmigo para pedirme ayuda sobre cómo comer mejor y mejorar hábitos, mi primera recomendación (después de descargar mi plan de entrenamiento + recursos e imprimibles gratis 😉), es que empiece con el diario de alimentos.

¿Qué es un diario de alimentos?

Un diario de alimentos (o registro diario de alimentos), es una tabla donde anotar durante una semana completa, TODO lo que ingieras (sólido o líquido) en cada una de tus comidas y en todos y cada uno de tus picoteos (ejem, ejem). Normalmente tendemos a recordar con facilidad lo que comemos en las comidas principales del día y olvidamos también con facilidad los aderezos, lo que comemos fuera de esas comidas principales, los picoteos, el azúcar que le ponemos al café, los caramelos, etc, y a la hora de querer hacer cambios en tus hábitos todo cuenta, y tener una visión completa, global y REAL sobre cómo es tu alimentación de verdad (no lo que piensas que comes), va a ser PRIMORDIAL para que todas las modificaciones que hagas en ella se mantengan en el tiempo. De nada sirve que cambies tu alimentación a una más saludable si se aleja tanto de tu vida y de tu realidad (porque no has analizado cómo comes) que te sea realmente difícil de seguir y acabes volviendo a comer mal pasados dos meses. ¿A que no? 😉

¿Cómo se rellena?

Es muy fácil, lo primero que tienes que hacer es descargar la plantilla que he creado especialmente para ti haciendo clic aquí. Ahí tienes además algunas pautas para que lo rellenes correctamente, pero lo importante es que seas lo más sincera contigo durante la semana que dura el registro.

Anota TODO, ya sea sólido o líquido, y anota también las sensaciones relacionadas con lo que comas: por ejemplo, si a las dos horas de haber desayunado sientes que estás decaída, o si tienes una energía enorme, ... a esas me refiero.

Puedes empezar hoy mismo en la próxima comida que hagas, no tienes que empezar el lunes si no quieres.

Es muy importante que no alteres tus hábitos durante la semana que estés tomando tu diario de alimentos. No se trata de que veas o pruebes lo bien que puedes hacerlo durante esa semana, sino de comprobar cuál es tu alimentación de verdad para sobre ella hacer los cambios que necesites para alcanzar tu objetivo sea cual sea, y ni uno más ni uno menos. Cuando lo hagas y veas en qué estás fallando, será cuando puedas empezar a trazar tu plan de acción directo hacia tu objetivo. Ahora será cuando estés lista para averiguar qué necesitas comer tú en base a tus necesidades y a tus objetivos y empezar a planear tus menús adaptados. Hazlo haciendo clic aquí.

¿Cómo te puede ayudar tu diario de alimentos para adelgazar?

>>> Descarga aquí mi programa de entrenamiento + recursos e imprimibles GRATIS!

Y dime, ¿hay algo que quieras saber?, ¿En qué puedo ayudarte? Déjamelo aquí abajo en los comentarios o en la sección de contacto. También encuéntrame en mis redes sociales y en mi canal de youtube y hablamos! Espero tus mensajes en las redes sociales 😉

Facebook | Twitter | Instagram